Corriendo por la Sierra de Carpurias

El pasado Sábado disfruté de una mañana corriendo por la Sierra de Carpurias, en los municipios de Villaferrueña y Arrabalde.
La zona ya la conocía de ir con la bici de montaña y a escalar en la zona de escalada deportiva de de Arrabalde,  pero corriendo se ven las cosas de otra manera…

Sierra de Carpurias en Villaferrueña y Arrabalde

 Para mi esta zona es de una belleza que nada tiene que envidiar a otras zonas de montaña de León o Zamora, diferente, no se trata de alta montaña, pero para tenerlo al lado de casa, no se valora como deberíamos, para mi es muy muy bonita… encinares, monte bajo, pinares, castaños, incluso algún roble… valles, el rio Eria, mucha fauna y unas vistas espectaculares, hacia el norte la Vega del Rio Eria y toda la Cordillera Cantábrica, se aprecia perfectamente en el horizonte desde los Ancares pasando por Ubiña, los Mampodres hasta el Curavacas y hacia el Oeste el valle de Vidriales con el Teleno, el Vizcodillo, la Carballeda y Sanabria.






El recorrido lo diseño Raúl Morla y tenía ganas de probarlo, 21,670 Km que discurren por caminos de concentración, sendas y cortafuegos, subiendo y bajando en varias ocasiones por las diferentes laderas de la sierra de Carpurias y con un paisaje cambiante.





Empiezas por el camino de concentración que va hacia el Parque Eólico de Las Labradas desde la carretera de Villaferrueña a Brime de Urz, en suave pero continua subida hasta los 933 m. de altitud, en este camino pude ver durante cerca de tres minutos 4 ciervos bastante grandes y con buena cornamenta en los prados que te quedan a la izquierda, que al verme se asustaron y corrieron en dirección al castro celta. Cuando llegas a la caseta del parque eólico (en esta punto tienes vistas de las dos vertientes) continuas recto y bajas por una senda hacia la izquierda para llegar al cortafuegos que baja directo a unas naves de cerdos de Calporc, una bajada técnica con mucha piedra suelta y de muy fuerte pendiente (28%),  al llegar a las naves coges el camino que te lleva hasta Arrabalde, cruzando todo el pueblo con dirección a Alcubilla de Nogales. 





Después hay que coger el desvío que señala al Castro Celta de Las Labradas, al principio por una pista de pendiente suave, pasando por Peña la Pipa, todo esto entre pinos y algún ejemplar de castaño, el último tramo de la subida al Castro ya es por una pista asfaltada teniendo el tramo final una pendiente fuerte que te pone las pilas… cruzas las 2 murallas que dan acceso al Castro Celta y por una pista poco marcada de hierba, cruzas todo el Castro hasta la muralla oriental, al poco de cruzarla, sale una senda a nuestra izquierda (hay un hito, senda muy poco marcada) que baja hasta coger un cortafuegos que baja en diagonal hacia Arrabalde.





Se baja entre pinos, para cruzarse con otro cortafuegos que tomamos a nuestra derecha, un par de subebajas y  cogemos una camino-senda que sale a la derecha en diagonal entre el pinar y que nos lleva a una collada entre los molinos y el Castro Celta, para bajar por la otra vertiente por una senda-torrentera, técnica y que hay que bajar muy atento para no tropezarse entre monte bajo y encinas, hasta el llamado camino del tesoro, camino de concentración que recorre el valle, tomándolo a la izquierda para llegar por este hasta el punto de inicio.

En esta ocasión yo me cruce con 4 ciervos y un zorro, pero es muy habitual ver corzos, perdices y jabalíes y seguramente que también algún lobo habite por la comarca.

El recorrido son 21.670 Km, con aproximadamente 650 metros de desnivel positivo, un buen entrenamiento para carreras de montaña.

Por esta zona hay otras muchas opciones para recorrer, mas o menos técnicas y mas o menos duras… cualquiera de ellas es una gozada... desconectas de todo.

Un resumen de la actividad de Endomondo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada